Se busca Novio – Cap. 6

Nota de la autora: Como expliqué al principio de la historia, la misma tiene un contenido un tantito subido de tono por lo que la clasificación es T. Por lo que no es apto para todo público. Gracias a Nodoka en el site STILLFORYOURLOVE que hace una excepción en las políticas de publicación, permitiendo algunas escenas de la misma.

Se busca Novio.

Por Crystal

Basado en los personajes de CardCaptor Sakura de CLAMP.

Capitulo VI

Tomoyo aquella mañana se sentía aturdida, aún con una sensación soñolienta a consecuencia de lo poco que durmió la noche anterior.

Además de la hora en que culminó la fiesta (entrando las dos de la mañana), también estaba el detalle de despedirse de gran parte de los invitados mientras estaba al lado de su madre y de los futuros esposos Li.

Pero mientras se despidió de los invitados y antes de eso, durante casi toda la noche no pudo pensar en otra cosa.

Y pensar en ello le subía los colores al rostro. Aceleraba su palpitación y le daba un calor que no era gracias a una noche como aquella que fue bien cerca.

Sabe el causante de todas aquellas sensaciones y nerviosismo en su persona.

Sabe quien es el responsable que durmiera tan mal.

Pero aun mas, el estar en constante vigilancia por no volver a quedarse cerca o a solas de aquel hombre. De Eriol Hiragizawa.

Aunque las miradas del sujeto (cuando lo encontraba mirándole), situación que le hacía perder la concentración ya que no eran para nada simuladas.

Sus intenciones eran claras para la chica cuando observaba aquellas esferas índigos desafiantes e intensas hacía su persona.

Poco prestaba atención de lo que le decían los pocos conocidos que asistieron a la fiesta.

Y no recuerda los rostros de aquellos presentados por su madre como invitados de los Li y algunos nuevos socios de las firmas comerciales Li-Daidouji cuya alianza tres años atrás, les trajo muchos beneficios.

Pero poca importancia le prestaba la noche anterior a los rostros de los invitados o sus comentarios inverosímiles con lo demás que pasa en su vida: mientras observaba tenuemente a Hiragizawa “Socializando” también con otros invitados. Ha llamado mucho la atención el entrar del brazo de la muchacha y la curiosidad del “Nuevo Pretendiente de la joven heredera” no es para tomarse a la ligera.

Y ahí estaba: dominándose públicamente como un verdadero maestro. Lo ve saludar a todos con cortesía y entablar conversaciones con casi todos los invitados que se le acercan.

A las mujeres las tiene dominadas

Lujuria dibujada en sus pupilas”

Desnudándole con la mirada”

E imaginarse aquellas palabras dichas por el hombre, una y otra vez en su oído, no le había ayudado a conciliar el sueño. Por supuesto no se dio la vuelta por la habitación del sujeto. ¡Ni de broma! Postergó su ascenso a la planta alta de la casa hasta que el último invitado se hubiera marchado y cuando Shaoran, Sakura y su futura suegra, agradecieran una y otra vez la hermosa actividad preparada por Sonomi, se marchaban de la casa y no divisaba a Eriol por ninguna parte, ahí percibe que se encuentra a salvo.

Que suerte” Dice la muchacha incorporándose en su cama una vez analiza su decisión la noche anterior “Si me seguía observando de esa forma…” Negando con su cabeza “Tranquila Tomoyo, por todos los cielos: Te comportas como si nunca te hubieran besado”

Pero no así…” Echándose nuevamente contra las almohadas “Dios: Ahora comprendo porque es tan popular con las mujeres” al tocar sus labios con sus dedos e incluso ante el recuerdo siente un ligero escalofrío tibio en su cuerpo. “Tienes que tener cuidado… recuerda que él tiene un objetivo y tú tienes que mantenerte firme… “

Se incorpora finalmente y va al cuarto de baño a darse su ducha. Un rato después y saliendo envuelta en una bata, se encuentra con una de las doncellas de la casa haciendo su cama quien le da los buenos días.

-No tienes que arreglarla. Yo lo hago… – Dice para sorpresa de la muchacha que palidece ante su declaración.

-Señorita Tomoyo: Es mi trabajo – Afirma no haciendo caso y terminando de hacer la cama. – ¿Quiere que le suba el desayuno? ¿Café, te, tostadas tal vez?

-No, no. Tomaré el desayuno abajo. ¿Ya se ha levantado mi madre?

-Si pero ya se fue.

-¿Se fue?

– Si. Al club a coordinar lo del almuerzo con el cortejo nupcial. Y me dijo que le recordase que estuviera allá a las once en punto – Y con una despedida respetuosa, la heredera se queda sola en su habitación.

Colocándose un suéter a punto de color amarillo pastel que la hace ver fresca y juvenil, unos pantalones vaqueros que le ajustan en las partes correctas y finalmente unas zapatillas deportivas, se peina dejando sus cabellos sueltos y aplicándose un poco de labial, finalmente sale de su habitación observando por ambos lados del pasillo sin notar a nadie cerca de ahí.

Desciende los escalones de la casa y camina por el pasillo recibiendo los buenos días de diversos empleados de los Daidoujis. Evade el comedor principal de la casa y va directamente a la cocina donde hay una mesa de desayunos menos ostentosa y no grande como la del comedor formal. En ese lugar solía desayunar sola cuando era una nena pequeña y servir de compañía a las mujeres que trabajan para las Daidouji.

Tomoyo abre la puerta para encontrar sorpresivamente al hombre de ojos azules sentado en la mesa del comedor, con el desayuno ya servido delante de él y la cocinera de los Daidouji (una señora con canas en su pelo y rostro un poco arrugado), sirviéndole con diligencia.

-¿Entonces así se conocieron usted y la señorita Tomoyo?

-Así es. – Responde ligeramente el sujeto tomando un sorbo de su bebida caliente. Dos muchachas mas que ayudan en la casa, estaban hasta el otro lado con el rostro soñador. – Desde ese día, Spinnel no solo es el consentido de Tomoyo pero se toma libertad incluso de amanecer en su departamento si se lo propone. Nos conocimos gracias a él y creo que está igual de enamorado de ella.

-¡Que romántico! –Dice una de las chicas con el rostro alegre- ¿Más jugo joven Hiragizawa?

– Por favor… todo está delicioso – Sonriéndole a las mujeres y ahí se percata de la presencia de Tomoyo en la puerta de la cocina. Con una sonrisa mas amplia dice – Buenos días Tomoyo.

-Buenos días.

-Buenos días señorita – Dicen las tres empleadas al unísono.

Daidouji responde aun observando aturdida y contrariada al sujeto de ojos azules quien parece sonreírle sinceramente y sin mucho esfuerzo.

-¿Quiere que le sirva el desayuno aquí o en el comedor? – Pero Tomoyo observa solamente a su “Novio” a lo que una de las doncellas dice preocupada por la reacción de la mujer a lo que le agrega. – Le ofrecimos prepararle un puesto en el comedor pero… – Viendo al sujeto incorporarse de la mesa.

-Pero dije que no era necesario si es solo para mí – Encogiéndose de hombros y aproximándole a su novia para besarle brevemente en la mejilla y tomando su mano ocasionando suspiros departe del personal.

Le toma de la mano y la sienta justo al lado de su silla; pronto las muchachas preparan el puesto para que se siente a desayunar: le sirven té con tostadas y un poco de mermelada.

Eriol se ve muy adaptado a aquel espacio. Incluso la cocinera le lanza miraditas de aprobación y observa con ilusión a la joven Daidouji.

¡Conoce a la niña desde que andaba en pañales así que la presentación de un pretendiente en la casa, es motivo de alegría! Y todas aprueban semejante enamorado.

Y por lo que Tomoyo se percata, Eriol no solo tiene habilidad con su madre.

También las tiene con el servicio doméstico de la casa. ¡Prendado totalmente del sujeto!

¡Que caos!

-Creo que va siendo hora que vaya saliendo. Li no tarda en llegar. – Despertándole de sus pensamientos Tomoyo le observa súbitamente y sin miramientos.

-¿Li? –Dice finalmente luego de unos momentos de silencio entre el par.

-Quedamos anoche que me vendría a buscar para compartir con los demás en el club mientras jugamos tenis. – Encogiéndose de hombros – Parece que Sakura tuvo la amabilidad de convencerlo.

-¿Jugaras Tenis? – Pregunta sorprendida y luego se abochorna de cómo ha sonado. ¡Pocas cosas conoces de él!

-Por supuesto. – Dice como si fuera lo mas lógico del mundo – Tenia el mejor servicio de toda la preparatoria. – Sonriéndole divertido ante la expresión de perturbación en el rostro femenino.

Ahí Tomoyo se percata que el sujeto viste camiseta deportiva y unos shorts color crema que le hacen ver atractivo y bastante relajado. Sus cabellos nuevamente peinados al descuido.

Y aquellas piernas desnudas: torneadas, masculinas que nunca tuvo oportunidad de verlas porque siempre estaban cubiertas por pantalones de vestir y vaqueros.

Y lo que mas le llama la atención es su serenidad. Mientras ella amaneciera vuelta un nudo de nervios, este sujeto parecía… calmado.

Muy calmado.

Y eso la perturba, bastante.

-Te acompaño a esperarlo – Incorporándose también. –Gracias por el desayuno. – Se despide la joven Daidouji mientras el hombre también agradece por su comida y ambos salen haciendo que las mujeres se aproximasen para cuchichear entre ellas sobre el pretendiente de la hija de Sonomi.

 

———————–

-Quiero hablar contigo antes de que llegue Li esta mañana. – Dice Tomoyo confidente como Eriol la recuerda estando en Londres- Sobre lo de anoche. – Recalca la mujer.

-Adelante.

Respira un momento acomodando sus ideas -¿Crees en verdad conocer todo acerca de mi? Lo que voy a hacer, lo que voy a decir… pero te equivocas. Planeo continuar con la agenda tal como lo previmos antes de salir de Londres.

Eriol se lleva una mano al bolsillo mientras demuestra su confianza alta mientras la mujer expresa sus condiciones tratando de mostrarse indiscutible.

-Solo no entiendo porque no me das una oportunidad. Porque no te das una oportunidad. –Aclara con amabilidad y un tono de voz apacible – Tengo la impresión que todo lo que crees saber de mi, es erróneo.

-¿En serio crees que yo te agrado? ¿Qué no se que simplemente te encuentras atraído por mi? No soy una tonta: se que soy “Atractiva” dentro de ciertos estándares. Lo he escuchado toda mi vida, y que yo discuta eso, seria un tanto hipócrita. Pero es solo eso. Tu lo que quieres… que quieres… – Ahí tratando de no tartamudear pero fallaba olímpicamente- ¿Qué quieres… – Respirando una sola vez para ganar valor en lo que diría- … tú dijiste anoche…

-¿Qué quería que nos viéramos después en mi habitación? – Pregunta con ligereza encogiendo los hombros pero con una sonrisa de satisfacción que pone las rodillas de Tomoyo a temblar – Primero: no somos un par de adolescentes que debemos desde un principio tomarnos de las manos y ver a donde nos lleva. Aunque soy japonés por herencia me he criado toda mi vida en Europa y como ya te dije, soy de las personas que aunque cree en el amor, también me llevo por mis instintos. Y mis instintos me llevan a ti.. a nosotros, irremediablemente.

-Pareces tan seguro de ello.

-Te he estado observando por dos años – Tomando con uno de sus dedos un mechón de su cabello plomizo y enrollándolo en el dedo mientras lo observa maravillado- Parece seda. Siempre quise saber el que se sentía hacer esto con tu bello pelo…

La forma como dijo aquello ultimo hizo que Tomoyo (para su desgracia), se sonrojara sutilmente pero era perceptible por parte del hombre. ­– Con los ojos brillantes y firmes en las esferas azules de la mujer. -No tienes dieciséis. No voy a darme por vencido y se lo que quiero y te quiero a ti. – Aproximándose mas a ella y descendiendo su rostro contra el rostro de ella quien atónita lo ve aproximarse pero no dice nada.

¡No hace nada!

El hombre sonríe tenuemente y finalmente roza sus labios con los femeninos de manera casual mientras el sonido de un claxon los despierta de su ensimismamiento y Eriol se voltea al escuchar la voz de Li diciendo- ¡Buenos días Hiragizawa! ¡Buenos días Tomoyo! – observando a la amatista que se ha quedado muda y esta acalorada. Observando al varón quien les sonríe desde la entrada añade. – ¿Listo para el partido?

-Claro que si. Solo denme un minuto. – Ahí volteándose a la amatista y le da un tenue beso en la mejilla (muy cerca de sus labios),- Hablamos luego muñeca. – Tomando el camino al coche.

-¡Esperen! – Dice Tomoyo de repente deteniendo a Eriol quien se sube al coche. – ¿Tú raqueta?

-Le tengo una. – Dice Shaoran a su amiga mientras le hace un ademán de despedida –Nos vemos Tomoyo – Despidiéndose de ella mientras se sube nuevamente al coche y Eriol le lanza una ultima mirada a la muchacha antes de ascender el también y cerrar la puerta para segundos después, el auto deslizarse por el camino pedregoso de entrada de la mansión Daidouji y de ahí tomar la calle.

——————————

Ya en la cancha de tenis se han vuelto dos equipos: Shaoran Li y Eriol Hiragizawa contra Touya Kinomoto y uno de sus mejores amigos Tsukishiro Yue, quien arribara la noche anterior de Osaka y quien también es invitado a las bodas de Sakura Kinomoto.

Shaoran se aproxima a Eriol tratando de no mover muchos los labios luego del primer set donde Kinomoto y Tsukishiro han triunfado en el mismo sin mucho esfuerzo. Le pasa una botella con agua y dice entre dientes.- Nos están matando.

Observa al sujeto del otro lado de la cancha quien observa con rostro de pocos amigos al par y luego mira al futuro esposo de Sakura para decirle.- No le simpatizas.

-Tú tampoco – Confirma el sujeto de ojos cafés atrayendo la atención del varón de ojos añiles quien este agrega- Sakura es su hermana de sangre pero Tomoyo es su prima.

-Tomoyo dijo que eran mejores amigas.

-Es un tema que no es tocado muy seguido por la familia Kinomoto… o las Daidouji – Dice Shaoran confiando en la relación de Eriol con la chica de ojos azules para añadir. – Según Sakura (a quien tuve que sonsacar bastante para que me contase pues su padre no quiere hablar del tema y ni hablar de la madre de Tomoyo), las madres de cada una, eran mejores amigas pero también primas directas- Sorprendiendo a Eriol. – Pero la madre de Sakura se enamoró de alguien de inferior estatus social que su familia, terminando por deshacer toda relación que existiera con su familia.

-¿La madre de Sakura hizo eso?

-Estaba enamorada- Dice Shaoran sonriendo por la historia (¡De verdad estaba enamorado el sujeto!), – Se casó en contra del gusto de su abuelo (quien era el cabeza de familia en aquel entonces), y sus padres. Pero éste, jamás desamparó a sus biznietos quienes heredaron dinero a su muerte. Ambos los destinaron a su educación y han sido personas de bien. Por tanto no soy solo yo que me caso con la hermana de Touya- Palmeando su hombro un segundo- Tú estás pretendiendo a su prima favorita. – Sonriendo.

Como si las cosas no podrían ser mejor” piensa Eriol al observar las miradas de desafío y antipatía del hermano mayor de Sakura y de su amigo. – ¿Qué pasa con él entonces? – Observando al hombre que habla con Touya.

-Él y su hermano Yukito han sido los hermanos mayores de Sakura por así decirlo. La adoran, pero también la protegían bastante cuando era una niña.

-Y no terminas de simpatizarle.

-Igual tú si Touya les dice lo que tú eres de Tomoyo Daidouji – Incorporándose para blandir su raqueta.

-No les simpatizo. No me conocen pero no les simpatizo. – Da por sentado.

-Eres el novio de Daioduji. Para ellos, eso basta.

-Ella no tiene hermanos que sean protectores con ella.

-Su madre basta. Y si eso no es suficiente, le harán el coro a Touya. – Señalando con su raqueta al otro lado de la cancha. –Creen que no eres lo suficiente mente bueno para su prima.

-¿Qué crees tú? – Observándole con firmeza.

Shaoran se toma unos segundos para responderle.- Aun no termino de brindar un veredicto. Pero, si he aprendido todos estos años negociando es que nadie es todo lo que dice ser.

-¿Eso que significa?

-Significa que puede ser que Tomoyo tenga sus secretos. Puede ser que esté enamorada de ti y tanto como puede ser que te haya extorsionado para venir a la boda. – Encogiéndose de hombros pero observándole con profunda firmeza – Pero si conozco a Tomoyo lo suficiente, se que ella jamás habría accedido a una relación contigo al saber la verdad.

Eriol sonríe con desafío incorporándose y poniéndose a la par del sujeto.- ¿Qué verdad es esa?

Shaoran sonríe respondiendo su desafío.- Ella tal vez no haya investigado tus antecedentes, pero yo si – Encogiéndose de hombros.- Eres el novio no solo de la prima favorita de mi prometida, pero también de mi mejor amiga. Y tu apellido me sonaba conocido anoche.

-¿Qué te hace creer que ella no lo sabe ya? – Ya a sabiendas de lo que el sujeto habla.

-Ella jamás habría accedido a salir contigo. Tiene muy malas experiencias con los hombres de posición. – Encogiéndose de hombros- Pero no tiene problema con un profesor universitario.

-Eso es lo que soy Li. Igual que tú eres un hombre bueno y honesto que ha ganado el corazón de Sakura Kinomoto por encima de su fortuna y …- observando al otro lado de la cancha – … por encima de las miradas asesinas de su hermano mayor.

Shaoran se queda observándole a los ojos un instante y dice con un tono de advertencia.- No la lastimes Hiragizawa- Apuntándole con la raqueta.- Pues como primo político me tomaré la ofensa con mi futura familia de manera muy personal.

-¿Qué ustedes niñas se quedaran todo el día charlando? – Pregunta Touya desde el otro lado de la cancha de forma mordaz.

Eriol y Shaoran se observan mutuamente mostrando la actitud de no dejarse vencer por un sujeto tan adusto como Kinomoto. A lo que Eriol dice.- Tu sirve… yo ataco. – Viendo que Tsukishiro se coloca delante y Touya cuidará la retaguardia. – Ya basta de juegos… esto es guerra. – Trayendo consigo la sonrisa de confianza y camarería de Li.

 

————————————

 

Las jóvenes se saludan una vez llegan a la terraza exterior de la mesa reservada por Sonomi Daidouji quien ya se encuentra con Sakura y Tomoyo sentadas en las misma. Segundos antes, Sonomi interroga a su hija acerca de este “Pretendiente” que ha traído de Londres a conocer a sus parientes y ha respondido las preguntas que ha lanzado su madre con aplomo y sin irse por las ramas.

Y hasta ahora, Sonomi parece creerle.

La sorpresa de aquel almuerzo viene departe de las hermanas Li quienes le revelan a Tomoyo y Sakura que tienen una sorpresa para la novia preparada para unos días antes de las bodas chinas y que los vestidos finalmente han llegado al departamento de Li. Todo guardado celosamente por supuesto, porque el novio no puede ver las galas de la novia ni tampoco del resto de los testigos y miembros de la ceremonia.

-¡Es una fiesta para la novia! –Dice la más joven de ellas y observando de reojo a su madre quien habla distraídamente con Sonomi añade- Por supuesto todo hecho con el mayor gusto posible.

-¡Que gusto y gustos! ¿Te recuerdo que tuve que frenarte cuando hablaste a esa agencia y reservaste diez estríperes!?

-¡Meiling!

-¡No puede ser! – Dice Sakura ofuscada y toda roja. Tomoyo solo puede sonreírse y tenerle compasión a su amiga con respecto a esas cuatro cuñadas y prima política que le ha tocado.

-La fiesta será en la casa de Sonomi – Dice Fanren. – Ha solicitado que la hagamos allí.

-¿Mamá permitió eso?

-Claro que no sabe lo de los estríperes- Dice en confidencia observando a un lado – Ella y mi madre harán una cena con los ancianos que vienen de China a presenciar la boda china de mi hermanito.

-Además coincidirá con la fiesta de los solteros…- Justifica Shieffa- Debo de añadir que desde que me casé y he tenido dos bebés no he tenido oportunidad de disfrutar de cosas como estas… ¡Hay que disfrutarlas! – Ocasionando la risa de las demás mujeres.

-¡Ahí vienen Xiao Lang y los demás! – Observando a los sujetos que vienen por el camino de los jardines que abren el paso a la cancha de Tenis.- ¿Qué rayos le pasó a Kinomoto? – Pregunta Meiling.

Touya viene siendo ayudado por Yue y Eriol mientras Shaoran viene delante y sin preocuparse de los demás que se encuentran en la mesa, no duda besar los labios de su novia trayendo las sonrisas de sus hermanas y la expresión sancionadora de su madre.

-Quiso atrapar una bola que no debía ya de atrapar. – Explica Eriol aun sujetando al varón de ojos oscuros.

-Ganamos – Dice Shaoran mostrándose orgulloso delante de los demás.

-Hicieron trampa.

-No es trampa Kinomoto – Dice Eriol colocándolo con la ayuda de Yue en una de las sillas cerca a las jóvenes. – No pudiste atrapar la bola y fue justa.

Touya gruñe atrayendo las risas acalladas de las hermanas Li quienes observan con fascinación al hermano mayor de Sakura y atraen la mirada de desaprobación de Sonomi.

-¿Se van a quedar aquí todo el día? Nosotras tenemos asuntos de boda que tratar- Dice la mujer observando a los hombres de manera reprochadora.

-Vamos a los vestidores- Dice Li atrayendo sus miradas- Tengo una mesa reservada en el bar para nosotros. – Ahí observando la mirada de hastío de Touya agrega- Si quiere acompañarnos.

Touya gruñe haciéndole una seña a Yue quien en silencio auxilia a su amigo atrayendo las miradas soñadoras de las Li sobre el segundo varón de cabellos cortos de un tono gris platinado (casi blanco) y esa fisionomía albina que es mas que llamativa.

Ya el sujeto auxiliado por su amigo se aleja de la mesa. Sakura susurra a su novio.- Pudiste al menos haberle dejado ganar.

-Conozco a tu hermano lo suficiente que le hubiera ofendido el que le dejara ganar fácilmente que el perder Sakura. –Tocando su nariz con su dedo y dice a modo de despedida.- Compórtate. – Sonriéndole un instante como solo él sabía hacerlo.

Eriol los observa un instante y luego observa la mirada soñadora de la mujer de ojos azules que los juntó tres años atrás y es fácil para él leer no solo la satisfacción de Tomoyo ante aquello sino también la nostalgia suspicaz que se posa en su mirada brillante.

-¿Vienes Hiragizawa? – Pregunta Li atrayendo los pensamientos de Eriol y con ello las miradas de todos allí en especial de Sonomi quien estudiaba la mirada del sujeto sobre su hija.

Eriol pasa su mano suspicazmente sobre el hombro de Tomoyo atrayendo un tenue sonrojo en el rostro de la muchacha para despedirse de las damas presentes con una reverencia cómica a ellas.

-¡Tomoyo! Ese hombre es monísimo.

-Un bombón – Dice otra de las Li.

-Bueno no está mal – Admite Meiling. –Es un tanto juguetón.

-¡Está guapísimo! ¡Tienes una suerte!

-No se cual es mas guapo de todos: ¡Ah estoy casada! – Dice una de las hermanas de Shaoran con tristeza.

-¡Es que los dos son guapos! – hablando de Tomoyoy Eriol- ¿Cómo no ser así?

-¿Hace cuanto que lo conoces?

-¿Tiene un hermano mayor?

-¿A que se dedica? Sakura no nos ha dicho.

Tomoyo solo sonríe cortésmente sintiéndose abrumada por las preguntas de las Li mientras Sonomi la observa perspicazmente ante todas aquellas preguntas y no pareciendo querer (o poder) responder las inquietudes de las extranjeras.

No importa. Tendré mi turno con ellos, esta noche”

Tomoyo deja de ser el centro de la atención de las chicas en pocos minutos. Sakura atrae su mirada mientras ellas se distraen con la información de Sonomi sobre la ceremonia China y la posición de los asientos diciendo con presteza- Tú y él anoche, estaban muy ocupados.

-¡Sakura!

-Vamos Tomoyo. – Notando el sonrojo en su amiga mientras bajan la voz. –Se que interrumpí Algo. Estaba muy pegado a ti y tú… ¡Jamás te había visto tan sonrojada!

-Bueno sabes que estábamos haciendo.

-Y bien por lo que se veía. Lamento haberlos interrumpido.- Sonando en verdad avergonzada- Se lo que se siente que estés en esos momentos con la persona querida y seas interrumpida.

-¿Tú? ¿Sakura?

-Bueno, tengo que decirte que la gracia de Touya era el encontrarse donde quiera que iba a pasear con Shaoran – Surgiéndole una gota- ni en el cine estábamos a salvo. Creía a veces que tenia espías por doquier un GPS en mi coche o en el de Shaoran. – Ocasionando una sonrisa de su prima. – Lamento mucho haberlos interrumpido.

-No te preocupes Sakura –dice su amiga confianzudamente. “No sabes de la que me salvaste” añade en su mente.

-Continuará.

Comentarios de la autora. Este capitulo ha sido un poco mas corto pero espero que haya sido de su agrado. Como ven Touya estuvo en este capitulo y aparecerá un poco mas en el transcurso de la historia para alegría de su club de fans. Me disculpo que mis comentarios sean cortos en esta ocasión pero la verdad que mis semanas se han complicado… bastante. Por un momento no pensaba que podría actualizar. Ya el próximo capitulo tendremos un poco mas acerca de Tomoyo y Eriol y por supuesto, Sonomi tendrá su oportunidad de interrogar al sujeto, Tomoyo de conocer a su “Sexy” vecino y Eriol de complicarle la vida y los sentimientos a la chica de ojos azules.

Ya saben que comentarios, dudas, tomatazos a mi correo, a la pagina Still o via FFNET.

Un abrazo y gracias por el apoyo de todos ?

Crys.